12/30/2016

Termina 2016 y quiero despedirme haciendo un balance resumido del año en diabetes. En primer lugar, tengo que decir que este ha sido un año de consolidación de la Federación Española de Diabetes (FEDE) en aspectos como el profesional, el representativo o el político. Este año hemos conseguido tener, por fin, una póliza de salud privada, exclusiva para FEDE, algo que hasta este momento nos denegaban. En lo político hemos tenido múltiples reuniones con todos los grupos políticos, con la defensora del pueblo y con la nueva ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Además, he sido nombrado presidente del Foro Español de Pacientes (FEP) y, esto habla de forma muy positiva de nuestra federación y de su buen hacer.

Pero también quiero aprovechar este post para abordar todo lo que nos queda por hacer. Entre las tareas pendientes están la necesidad de que se convoque una reunión para tratar la actualización de la Estrategia en Diabetes del Sistema Nacional de Salud en España, ya que las cifras que tenemos no son nada buenas. Además, debemos seguir trabajando contra la discriminación laboral del colectivo, la mejora de la atención del niño con diabetes en el colegio, la equidad entre comunidades autónomas, un cambio en el modelo sanitario hacia la cronicidad, la apuesta por la especialización de educadoras en diabetes, etc.

Y desde el punto de vista interno, quiero mencionar aspectos que tenemos que mejorar en algunas asociaciones o federaciones, en las que se vislumbra cierta carencia en el cumplimiento de las normas de funcionamiento a las que los estatutos nos obligan: la necesidad de convocar juntas periódicamente con órdenes del día, convocatorias de asambleas y renovación de los cargos de representación. El cumplimiento de estas normas nos hace más profesionales y transparentes y os puedo asegurar que aquellas que tienen esta rutina de trabajo son las que realmente funcionan y consiguen dar una mejor asistencia a las personas con diabetes, logran más recursos y realizan un mayor número de actividades.
 
Para 2017 tengo un deseo… Y no es otro que el que aquellas asociaciones que seguís fuera de FEDE, os unáis porque la unidad es la que nos va a permitir ser fuertes, continuar nuestra lucha por los derechos de los pacientes y evitar las desigualdades.  Todas las desavenencias que puedan existir deben solucionarse de puertas hacia dentro y esta es una práctica que las sociedades modernas y demócratas lo aplican en cualquier aspecto de la vida. Por supuesto, como siempre, me tenéis a vuestra disposición.

Solo me queda desearos mucha salud y felicidad. Y en nombre de toda la familia que compone FEDE desearos feliz año 2017.




Publicado el viernes, diciembre 30, 2016 por Federación Española de Diabetes (FEDE)

Sin comentarios

12/23/2016

En la diabetes tipo 2 las primeras fases son generalmente silenciosas, muchas personas descubren que la tienen cuando se enfrentan a problemas como la visión borrosa o problemas del corazón. Similar es el caso de la prediabetes, - fase de advertencia de la diabetes que puede revertirse con pautas saludables de alimentación y ejercicio - al no presentar síntomas externos, si no se detecta a tiempo puede desembocar en una diabetes tipo 2 irreversible. La prueba de la hemoglobina glucosilada o glicada es fundamental para el control de ambas*.

 “En España un 40% de las personas con diabetes tipo 2 está sin diagnosticar estamos hablando de más de 2 millones de personas, por lo tanto es fundamental vigilar y anticiparse a un posible diagnóstico”.
Andoni Lorenzo, presidente de la Federación Española de Diabetes (FEDE)

¿Qué es la prueba HbA1c?
La hemoglobina es una proteína que se conecta con la glucosa. Se encuentra en los glóbulos rojos. Su función es llevar el oxígeno de los pulmones a todas las células del cuerpo. La glucosa ingresa a los glóbulos rojos y se adhiere (o glucosila) con las moléculas de la hemoglobina. A más glucosa en el cuerpo, más se glucosila o glicosila la hemoglobina.
La prueba HbA1c mide el nivel promedio de la hemoglobina glicosilada en la sangre durante los últimos tres meses, es un análisis de sangre que permite el diagnóstico y control de la prediabetes y la diabetes tipo 2.
•             Un índice de hemoglobina glicosilada A1C de 5.7% a 6.4 % indica prediabetes.
•             Un nivel de 6.5 por ciento o más indica diabetes.
Esta es una prueba complementaria a la medición diaria del nivel de glucosa que aporta una información muy útil porque refleja el promedio de glucosa en sangre de un periodo continuado y ofrece una visión muy fiable. 

¿Cuál es el nivel adecuado de hemoglobina HbA1c?
La Asociación Americana de la Diabetes sugiere que las personas con diabetes deben mantener un HbA1c de menos de 7 por ciento (aproximadamente 170 mg/dL o menos). Estudios científicos han demostrado que las personas que mantienen su HbA1c debajo del 7 por ciento reducen mucho el riesgo de tener complicaciones de la diabetes a largo plazo.
El promedio de HbA1c para alguien que no tiene diabetes es de 4 a 6 por ciento. Los expertos recomiendan que se haga la prueba de HbA1c varias veces al año.

¿Quiénes deben medirse los niveles de glucosa en sangre?

 Se recomienda este análisis si:
•             Estás por encima de tu peso y llevas una vida sedentaria
•             Tienes familiares con diabetes
•             Has padecido diabetes gestacional, lo que aumenta en un 60% tu riesgo a la diabetes tipo 2
•             Padeces prediabetes
•             Si tienes detectado riesgo genético a la diabetes tipo 2
 El control de los niveles de glucosa en sangre es - junto a una alimentación saludable y la práctica de ejercicio moderado - vital para prevenir el desarrollo de la diabetes tipo 2 y sus complicaciones. Si tienes riesgo genético a la diabetes tipo 2, prediabetes o diabetes tipo 2 te recomendamos consultar siempre con tu médico de confianza para prevenir o detectar esta patología a tiempo.

*Consulta siempre con tu médico.


Publicado el viernes, diciembre 23, 2016 por Federación Española de Diabetes (FEDE)

Sin comentarios

12/16/2016


Esta semana me he reunido con la nueva ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, y cuando fui convocado, la cita me despertó la curiosidad por conocer cuáles serán sus líneas de trabajo respecto a la atención al paciente crónico y, concretamente, a las personas con diabetes. Acaba de echar a andar la Legislatura y todavía es demasiado pronto para aventurarse a hacer una valoración al respecto, pero nosotros, desde la Federación Española de Diabetes (FEDE), como representantes del colectivo de personas con esta patología, tenemos la obligación de hacernos escuchar y de trasladar a la Administración Pública nuestras demandas.

Evidentemente como presidente de FEDE, y recientemente también como presidente del Foro Español de Pacientes (FEP), hay una serie de cuestiones que considero fundamentales, entre estas se encuentran:

-. Cambiar el modelo sanitario hacia la cronicidad, conseguir que tengamos todos los españoles una asistencia basada en la equidad de tratamientos, independientemente del lugar de residencia.
-. Mejorar el trato al y con el paciente, siendo este el eje de nuestra sanidad y convirtiéndole, así, en actores y no en meros espectadores.
-. Conseguir que las decisiones del Consejo Interterritorial de Sanidad sean realmente vinculantes para evitar las desigualdades entre CC AA.
-. Y la más importante, bajo mi punto de vista, solicitar un Pacto de Estado por la Sanidad.

Aparte de todos estos retos que tenemos por delante yo, personalmente, me planteo otros objetivos como, por ejemplo, poder contar, a medio - largo plazo, con un registro común de pacientes a nivel estatal; es decir, que podamos viajar a cualquier parte de España y que, por ejemplo, se tenga acceso a nuestro historial médico. A día de hoy esto es imposible, pero desde luego, en plena era digital, no puede resultar una meta inasumible, solo necesitamos la voluntad de todos.

Son cuestiones que, a buen seguro, os resultan muy conocidas y que espero que poco a poco se vayan solucionando. Y por lo que me ha trasladado la ministra hoy, no me cabe la menor duda de que, si todos trabajamos y aportamos en positivo, será una Legislatura productiva y beneficiosa para los pacientes.



Publicado el viernes, diciembre 16, 2016 por Federación Española de Diabetes (FEDE)

Sin comentarios

12/12/2016

La investigación genética permite determinar la presencia de variantes de riesgo en genes que nos predisponen a padecer algunas enfermedades. Los últimos avances en este campo están permitiendo su aplicación para el diagnóstico y tratamiento personalizado de pacientes, como es el caso del cáncer, enfermedades neurodegenerativas o enfermedades cardiovasculares.
La diabetes tipo 2 es una patología multifactorial donde intervienen la genética y diferentes factores ambientales (nutrición, ejercicio, estrés, sueño…). El conocimiento genético sirve para determinar la predisposición a la diabetes tipo 2 y definir y concretar intervenciones preventivas centradas principalmente en cambios de hábitos relacionados con la alimentación y el Evaluar ejercicio físico.

Cuanto antes sepamos cómo nos afectan los factores ambientales antes podremos eliminarlos de nuestro estilo de vida y prevenir así el desarrollo de la diabetes tipo 2.

¿Quién debería saber su riesgo genético a la diabetes tipo 2?
Evaluar nuestro riesgo genético es muy útil para definir y concretar intervenciones preventivas y terapéuticas a las personas en riesgo a padecer diabetes tipo 2.
•        Personas que están por encima de su peso recomendado.
•        Personas con familiares con diabetes tipo 2.
•        Mujeres que han padecido diabetes gestacional, su riesgo es de 3 a 7 veces mayor de desarrollar diabetes tipo 2.
•        Personas con niveles altos de azúcar en sangre (prediabetes).

“Es recomendable realizar el test aunque no se manifieste el *fenotipo asociado al riesgo a padecer diabetes tipo 2, dándonos así tiempo para tomar medidas de prevención que, cuanto antes se tomen, más efectivas serán”Dra. Leire Mendizabal
 *Fenotipo: conjunto de caracteres visibles que un individuo presenta como resultado de la interacción entre su genotipo y el medio.

¿Familiares con riesgo genético a la diabetes tipo 2?
¿Familiares con diabetes? Esta es una pregunta que más de una vez te harán para completar tu historial clínico, aunque la pregunta exacta debería ser, ¿familiares con riesgo genético a la diabetes tipo 2?
El resultado del test de riesgo genético a la diabetes tipo2 es la respuesta exacta a esta pregunta.
“Conocer tu riesgo genético es una oportunidad para cambiar de estilo de vida y prevenir esta patología. Cuanto antes se tomen medidas de cambio de hábitos de vida, mayor será la efectividad del test”.

Solidez científica
En la última década se han promovido importantes estudios para tratar de explicar la diabetes tipo 2 desde la genética, estudios que necesitan ser trasladados a la población de manera eficaz y con un beneficio real. Con este objetivo Patia desarrolló en colaboración con científicos y endocrinólogos del Massachusetts General Hospital (Boston, USA) y del BroadInstitute of MIT and Harvard (Cambridge, USA) el test de riesgo genético DIABETESprevent.

Si piensas que puedes estar en riesgo de sufrir esta patología hereditaria, la realización del test de riesgo genético a la diabetes tipo 2 te permitirá salir de dudas y actuar para prevenirla.
Puedes leer el post completo sobre el test en la web dePatia.






Publicado el lunes, diciembre 12, 2016 por Federación Española de Diabetes (FEDE)

Sin comentarios

12/02/2016

El pasado martes tuve una jornada bastante intensa y productiva en Madrid, concretamente, en el Congreso de los Diputados, donde representantes de FEDE nos reunimos con los responsables de Sanidad de las principales fuerzas políticas de España.

Tras semanas de duro trabajo, preparando todo el material y toda la documentación necesaria para exponer nuestras demandas y para acreditar nuestros argumentos, llega el día de las reuniones y justo antes de entrar es cuando tomas consciencia de la enorme trascendencia que tienen esas citas que están a punto de comenzar. Porque de estas, y de las decisiones que, a posteriori, pueda tomar la Cámara Baja va a depender el futuro de las personas con diabetes, en definitiva, nuestra calidad de vida. Es necesario, y muy importante, hacer ver a los políticos el gran colectivo que somos, tanto en número como en fuerza, y trasladarles nuestros problemas cotidianos, una tarea que, sin duda, conlleva una gran responsabilidad.

Sin duda fue un día muy intenso; y hoy, en la reflexión que he podido realizar estas últimas horas, uno de los primeros recuerdos que me han venido a la cabeza ha sido una frase que suele decir mi amigo y vicepresidente 1º de FEDE, Aureliano Ruiz: “La realidad es que al final somos las asociaciones de pacientes las que con errores y aciertos estamos al pie del cañón trabajando todos los días del año por los pacientes”. Probablemente esta frase se abrió paso entre mis pensamientos porque, en parte, soy consciente de que la sociedad no valora en su justa medida ese trabajo tan duro y en silencio que hacemos cada día y que está íntimamente ligado con las mejoras que, poco a poco, se han logrado en la calidad de vida de los pacientes.

Para mí, por encima de todo está el esfuerzo y la dedicación que, de forma desinteresada y voluntaria, muchos de nosotros hacemos cada día. Doy las gracias a todos y cada uno de ellos y los animo a que lo sigan haciendo.
El trabajo y el esfuerzo SÍ merecen la pena.

Publicado el viernes, diciembre 02, 2016 por Federación Española de Diabetes (FEDE)

Sin comentarios